[Quiero ver arder el tren del MAME]

 

he visto a las promesas literarias más oportunistas de mi generación

perder la dignidad por cinco minutos frente a un micrófono

o por salir en una antología o ser invitado a una fotografía grupal

 

sí, los he visto hambrientos de fama, histéricos a falta de atención,

desnudos aparentemente pero con la máscara de sonrisa

bien puesta para saludar a quien les caga

 

los he visto arrastrarse en su mierda mientras le dicen al mundo

que aman a todos y que todo es felicidad dentro de su club de toby

 

sí, claro, hipsters con cabezas de emoji tapizando todo facebook

y en cada estatus lo único que veo es una lengua lamiendo

unas botas: ya basta de morder la mano que da de comer

 

que pobres y harapientos y ojerosos y drogados han tenido que

aguantar toda la noche de pie para ganar el concurso

de mejor socialité

 

he visto a las revistas de literatura joven convertirse en tvynotas

desmantelando a sus consejos editoriales

para poder exhibir a sus vedettes a cambio de sentir el placer del poder

 

sí, he visto como nos hemos vueltos los jóvenes más patéticos,

renunciamos a las armas para dar las nalgas,

olvidando de qué trata la literapunk,

mientras nos llenamos de likes y follows morimos un poco,

un todo

 

sí, he visto la escena poética nacional volverse un patio de recreo

de una secundaria en donde las niñas se envidian

y los niños se pasan la pelota

 

ojalá y esto acabe mal, que en la próxima reunión aparezca

Tarantino en los créditos del final

y que toda la sangre de México sea tinta del poema

 

que una a una

las cabezas comiencen a rodar.

  

[Smoking in the boys room]

 

Huérfana la aguja da círculos en el acetato,

el beat desata truenos símil pop-korn,

truena en el techo & en las paredes,

limbo que se despega del vinyl.

 

Adentro,

la inmediatez está que nos arde.

Vibra

la yerba dentro del papel de arroz,

la cuerda que se suelta de la guitarra

y  revienta de un latigazo

el verbo que posa en nuestros labios.

 

Los otros

bienamados que van tras las nubes

& olvidan seguirnos el ritmo,

miran la portada del disco de la banda

antes de darle un sorbo a la siguiente cerveza,

que se va enterrando en el humo

que nos dejó tanta música

de paso en los pulmones.

 

[El siglo XXII carece de cerebro y trabajo estable y le sobra trump]

 

en medio del folclor hispano por el nombramiento

de un nuevo Papa con récord de bateo en los yankees de NY

y el alza del dólar por encima de la madre

un magnate hombre de negocios dueño de media manzana de adán

decide contender al gobierno de todas las almas

 

acompañado de un discurso de cero tolerancia hacia las lenguas sin papeles

y de un ante proyecto de inyección de pupilas color mar

a gran escala

la prensa moral pregunta: ¿bajo qué criterios se puede

considerar a una lágrima la columna vertebral del cielo?

 

tres gorilas o niggas o priístas con licenciatura de negocios internacionales

etcétera

usan la lluvia para barrer La Voz

 

años antes

con el reflejo del cobre un capullo de rosa

perdía la inocencia de la sal en el agua:

 

: como flor en pared nos aferrábamos a no caer en manos

del diablo que lame el suelo en que habitan los dulces de los niños:

 

pese a las consecuencias que trajo la incursión de Dios

en nuestro mundo en su año cero

al menos hoy como nunca

los perros pueden husmear en la basura del vecino

para alimentarse de todo el silencio que tiramos

en ambas caras de los kleenex

  

[Éste sería mi autorretrato alt lit si yo fuera

de corea del norte]

 

epílogo: imagina mi foto en tu buró: en tu buró un libro de anagrama

y mi foto en la portada: es igual: mí … (éste)

en tú … (dese)

 

nací con una espiga de trigo de mondadientes

con una niña pidiendo mi mano

para darle de comer al gato el queso del ratón

para virar la llave

encender la motocicleta y atropellarte la cola

 

los hombres fuertes forjan niños de piedra

la leche materna hizo del mundo un cerdo

dirá será uno de los personajes póstumos

en la trama de la próxima novela pro-gay

del ejército vegano de la noche

en proyecto fonca

 

pulcra: la modernidad se lava de las manos

la mancha de humanidad

se tatúa al capitán américa en los omóplatos

 

esa costumbre prehispánica

de usar un crucifijo entre las tetas

ha pasado a ser un videojuego de adultos

 

en mi iphone 6 guardo mis memorias

y todos los poemas de todos los poetas jóvenes

que nacen por segundo en instagram

y los quiero asfixiar con sus almohadas de corazón

hasta que rían y griten de verdad

 

imagina que escribiré un libro de crónicas sobre el daño que no me hiciste mundo mtv salinas de gortari cartoon network eua tifoidea anime freud porntube el retorno del pri las hormonas marx corea del norte mamá

 

imagina que vives en méxico y eres un disparo más del montón

y loret de mola llora por tu ausencia

 

imagina un mundo donde un poema

sea la envoltura de tu subway

el chicle en el suelo

el coraje que hace la vecina que barre por las mañanas la banqueta

 

imagina que el poema sea todo menos poético

que el poeta será una botarga

de dinosaurio morada con panza verde

 

imagina que todos se aman en el mundo

y que todo el mundo cabe en un comercial de coca cola

 

imagina hey jude que todo el universo

gira alrededor de tu cabeza

 


Juan Manuel Zermeño Posadas (Monterrey, Nuevo León, 1991) es poeta, crítico literario y editor de la revista Kátharsis XXI. Estudiante de la licenciatura en Letras Mexicanas en la UANL. Cofundador del colectivo Slam Poetry Monterrey. En 2013 obtuvo el primero y segundo lugar más una mención honorifica en el Certamen de Literatura Joven Universitaria de la UANL. Su trabajo aparece en las antologías Poetas Parricidas -Generación de entre siglos- (Cuadrivio, 2014), Palabras de emergencia: poesía joven desde el asfalto (Ed. Regia Cartonera, 2013) y Los volátiles (Juanita Cartonera de Chile, 2014), así como en el CD Antología de Spoken Word regiomontano (Slam Poetry Monterrey, 2013). Ha colaborado en el suplemento Laberinto de Milenio Diario Nacional, así como en diferentes revistas como Papeles de la Mancuspia, Kátharsis e Interfolia, y diversas páginas web como Círculo de Poesía, Órfico, Letrina, La Rabia del Axolotl, Revista El Humo (México) Los poetas del cinco (Chile), Cráneo de Pangea (Ecuador) Nuestra Aparente Rendición, Tenían 20 años y estaban locos (España).